November 24, 2015

LO QUE SE VIENE EN PAGOS MÓVILES

Esta solución gestiona el pago en línea, ya sea en Internet o directamente en las aplicaciones, y el pago sin contacto en las tiendas a través de NFC.
 
Worldline da a conocer su solución Worldline Wallet, billetera digital que gestiona pagos en línea, facilitando la experiencia de compra de los consumidores. Wordline Wallet contiene de manera segura identidades digitales y puede almacenar tarjetas de pago, así como dinero electrónico y otros tipos de documentos, como tarjetas de fidelización o incluso documentos de identidad. Esta billetera digital gestiona el pago en línea, ya sea en Internet o directamente en las aplicaciones, y el pago sin contacto en las tiendas a través de NFC, con su modo de HCE (Host Card Emulation).
 
“Esta solución es independiente del Proveedor de Servicios de Pago (PSP), lo que significa que un comerciante que desea integrar nuestra solución, puede hacerlo sin comprometer su infraestructura existente. También podemos ofrecer esta solución combinada con nuestra propia solución para PSP y solución de adquirencia de manera segura, ya que la solución incluye nuestra sólida herramienta de autenticación, Trusted Authentication, que cumple con los requisitos del foro SecurePay a nivel bancario y, por lo tanto, reduce el riesgo financiero para las transacciones en línea”, explicó Michel-Ange Camhi, responsable de la estrategia y desarrollo de negocios de pagos móviles de Worldline y de Worldline Wallet.
 
La solución de billetera digital está dirigida a los bancos que deseen ofrecer a sus clientes -especialmente clientes móviles- métodos de pago que se adapten a la evolución digital, y a los comerciantes más grandes que deseen integrar a la perfección el acto de pago en el proceso de compra e identificar a sus clientes en diferentes momentos de la relación con ellos.
 
Pagos del mañana
 
De acuerdo al experto de Worldline, Michel-Ange Camhi, la Convergencia y Tokenización son dos ejes fundamentales de los pagos del mañana.  Sobre la convergencia de los pagos en línea y en las tiendas, Camhi señala que aún cuando se utiliza el mismo método de pago (tarjeta), ya sea en línea o en tiendas físicas, la experiencia es diferente en función del canal.
 
“Mañana, y tal vez incluso hoy en día, las tarjetas de pago serán integradas en nuestros teléfonos inteligentes y pagaremos casi de la misma manera, ya sea de forma remota, en línea o en tiendas físicas. Los consumidores serán autenticados a través de su teléfono inteligente, sobre todo a través de su aplicación de banca. Nuestra solución, Worldline Wallet, es la herramienta de esta convergencia con su fuerte mecanismo de autenticación integrada, y está muy bien posicionada para afrontar los desafíos de pago móvil de nuestros clientes”, destacó Camhi.
 
En tanto, la tokenización, si bien no tiene un impacto directo en la experiencia del cliente, contribuye de manera significativa a la seguridad y la agilización de la implementación de pagos móviles dentro de una billetera.
 
“Nuestro offering de tokenización apunta a emisores y esquemas locales que deseen implementar esta característica por sí mismos, independientemente de la tarjeta de red que utilizan”, agregó el experto.
 
“Claramente, los consumidores ya están utilizando sus teléfonos inteligentes para ayudar y mejorar su vida cotidiana, y esto incluye las compras y pagos en línea. En un futuro próximo, también será capaz de utilizarlos para pagar en las tiendas físicas, gracias, en parte, a la tecnología NFC. Se beneficiarán de un servicio significativamente más rico, tanto interactivo como personalizado”, añadió.
 
El impacto sobre los comerciantes ya está en marcha con el despliegue de terminales de pago sin contacto, que aceptan tarjetas y teléfonos inteligentes de pago con NFC. Más allá de eso, los comerciantes deben estar dispuestos a aceptar una gama más amplia de soluciones de pago móviles, y los bancos, por su parte, tienen que equipar a sus clientes con las herramientas de pago móviles adecuadas, con el fin de apoyarlos en todos sus casos de uso para compras, y así evitar perder su lugar de intermediarios.
 
Para Camhi, la llegada de los objetos conectados, como smart-watches (relojes inteligentes), reorganizará el proceso de compra y pago. El smartphone se mantendrá presente, por lo menos como un dispositivo de información y comunicación, y, junto con un smartwatch o una banda conectada, permitirá la autenticación del cliente en la tienda y el pago de su compra.

De acuerdo a Juan Dabusti, CEO de Worldline, América Latina ya está dando sus primeros pasos en incorporar nuevas tecnologías en los procesos de compra. Si bien su adopción ha sido más lenta que en los países europeos, “la tendencia en Chile y Argentina demuestra que en el corto a mediano plazo los consumidores de estos países van a estar cada vez más familiarizados con esta modalidad de compra que simplifica y hace más segura las transacciones”. (itseller.cl)